Tirada personal, tomar una decisión

Últimamente tengo mucho trabajo(vamos, en estos días es casi una bendición divina!) así que me tocó hacer algo que soy muy reacio a hacer, por malas experiencias sobre todo y por que como buen leonino me gusta que las cosas siempre salgan como yo quiero y a veces no me gusta compartir o mejor dicho me es difícil aceptar los cambios, si, si, soy muy testarudo.

DELEGAR el trabajo! puff, que dificil, pero si no lo hago, pasarían muchas cosas:

  • No terminaría el trabajo a tiempo.
  • Me pasaría mas horas de las habituales sentado frente  a la pantalla del monitor(esto implica dormir menos o dedicarle menos tiempo a lo que mas me gusta hacer).
  • Renegar con cosas que aun no domino y me toca aprender al momento. Aunque eso no es malo, toma tiempo y un poco de esfuerzo extra por algo que quizás nunca mas vuelva a usar o hacer.

Así que pedí consejos al gran libro como es habitual, la pregunta fue concisa, ¿Debo aprender a  delegar el trabajo? Después de barajar concienzudamente hice el corte y eche las tres cartas.

Tirada para decidir
Tirada personal para decidir ¿debo aprender a delegar el trabajo?

Las tres cartas salieron invertidas(dos de copas, As de bastos y 5 bastos) Parece que el gran libro se “enojó” y me recriminó  por algo que debí aprender a hacer hace mucho.

Mi lectura corta seria: La falta de compañerismo o colaboración(dos de copas) hace que el trabajo sea rutinario, ineficaz, obtuso, incluso genere perdidas(As de bastos invertido), llegando a “la peor carta de todas“(el 5 de bastos invertida), debo afrontar mis temores, y que todo esfuerzo que haga sin seguir el consejo va a ser infructuoso también es la carta de Saturno en Leo, Saturno el planeta de las inhibiciones y los miedos, pero también de los esfuerzos y la ciencia, en conjunción con Leo de aspecto negativo, crean una capa de resistencia a los nuevos retos.

Ya es hora de salir de ese miedo y empezar a hacer las cosas como deben de ser. Total, aparte de dinero, no se pierde otra cosa, todo es recuperable!. A delegar se ha dicho! 🙂

Feliz Cartomancia!